lunes, 28 de julio de 2014

El ABC de la pesca con mosca de chinooks.

El ABC de la pesca con mosca de chinooks. 
Desde hace unos años, cada vez con más fuerza, el salmón Chinook está marcando presencia en el sur de nuestro país (Chile), pudiendo encontrarse desde la región del Bio Bio a la de Magallanes, es decir, a lo largo de miles de kilómetros. Este fenómeno ha ofrecido una nueva alternativa para la pesca con mosca, no obstante que en un primer momento se pensaba que no era posible pescarlos con esta modalidad. Hoy  de manera creciente más mosqueros se están atreviendo a ir tras un salmón King, en la medida que se ha demostrado que si se hacen las cosas bien este tomará la mosca, aunque no sea fácil.
  En esta realidad la región de Los Lagos es privilegiada pues reúne 3 tres los mejores lugares para la pesca de salmón King, los ríos petrohue y puelo en las proximidades de Puerto Varas, y el río y lago yelcho cerca de Chaitén. Cualquiera de estos destinos es un paraíso para este tipo de pesca y tienen la ventaja que ha habido un aprendizaje  respecto a cómo enfrentar esta pesca por parte de los operadores locales, cuestión que es incipiente en otros lugares. 
La pesca con mosca de chinooks es algo complejo en la medida que operan un sinnúmero de variables, todo lo cual requiere de un desarrollo extenso que excede los límites de este escrito, de modo que sólo se hará un recuento de los factores o conocimientos mínimos que debe considerar un mosquero al momento de enfrentar esta pesca.
1.- Cambio de paradigma.
Quien se decida a pescar chinooks con mosca antes que todo debe olvidar lo que sabe de pesca con mosca, tiene que hacer un reseteo. Ello en atención a que, como se verá, esta modalidad opera con conocimientos, lógicas y destrezas diversas que cuando de pescar truchas se trata. El camino al fracaso es pescar chinooks como si se estuviera pescando truchas.
La pesca del chinook con mosca no es una cuestión de suerte sino que de técnica.


2.- Hay que pescarlos honorablemente.
Con los chinooks son muchas las atrocidades que se ven, por un lado los furtivos que hacen un negocio ilegal y, por el otro, también hay mosqueros que cometen abusos.
Es difícil pescarlos con mosca en los cursos principales de agua mientras están vigorosos y por ello muchos pescadores esperan encontrarlos en los arroyos y afluentes para capturarlos pues por su tamaño y poca extensión del agua quedan a la vista, con lo cual se les puede colocar la mosca en el hocico o, en casos extremos, enganchar del lomo y así tener la preciada foto. El fin no justifica los medios.
Se puede pescar de buena forma y con mosca un salmón king, de modo que, el cuidado del pez y el grado de dificultad empleado para su captura haga que el pescador sea honorable. A continuación se irá viendo como se hace esto.


3.- Conociendo de la zona donde se va a pescar.
No siempre los chinooks saltan para saber si están o dónde encontrarlos y por ello se hace necesario estudiar en cada río los lugares de paso, los pozones donde descansan, los tiempos de los runs, su desplazamiento y los sitios de desove. No debe perderse de vista que el chinook, por su carácter anádromo, lo que está haciendo es ingresar del mar al río y remontándolo varios kilómetros hasta su lugar de desove. De modo que es posible que donde estuvieron ayer hoy no quede ni uno porque se han desplazado.
Así las cosas, se debe conocer las fechas de los ciclos de los salmones y los tiempos en que se encuentran en los distintos lugares del río. Recién iniciados los remontes los salmones estarán río abajo más cercanos al mar y, a la inversa, más cerca del fin del ciclo se los podrá ubicar río arriba próximos a los lugares de desove agolpados esperando salir del curso principal del río para entrar a los arroyos o ríos menores en que se reproducen. No necesariamente los tiempos son iguales de un año a otro porque los factores climáticos inciden, así con buen clima y altas temperatura se retrasarán los runs y, a la inversa, con mal clima y bajas temperaturas se adelantarán.
Este punto requiere un aprendizaje de horas recorriendo el río, en ello los guías son una herramienta valiosa porque bajando los ríos durante varias temporadas han aprendido el desplazamiento de los salmones. Saber si están y de ser así dónde es fundamental para orientar y concentrar nuestras jornadas de pesca de chinooks.

Cuando se encuentra una zona con chinooks esta no se debe abandonar y ha de perseverarse hasta enganchar uno. En la pesca de truchas se hacen unos lanzamientos en un lugar y luego se busca otro porque estas huyen, cuestión que no ocurre con un salmón king. Perfectamente se pueden dedicar un par de horas a un mismo lugar si es que en el hay chinooks.
El peor error que se puede cometer es hacer un par de tiros y abandonar el lugar donde se encuentran los chinooks.
 4.- La regla de oro. Pesca en retroceso al hocico del salmón.
La regla básica es que el chinook sólo tomará la mosca por irritación y, por lo mismo, todas las acciones de pesca deben estar orientadas a ello. Debido a que el chinook desde que entra al río deja de alimentarse no verá la  mosca como un alimento sino que debe apreciarla como una amenaza y atacarla. Así las cosas, el objetivo final es colocar la mosca delante del hocico del chinook y aproximándosele, si se logra tomará la mosca.


5.- El equipo.
El salmón Chinook debe ser el pez más luchador y grande que podemos encontrar en agua dulce, lo cual condiciona el equipo mosquero a usar. Aquí me refiero a las cañas de una mano porque las de dos manos presentan algunas limitaciones para este tipo de pesca cuyo desarrollo excede la presente nota, aunque lo aquí dicho también aplica para estas en lo que corresponda.
La numeración mínima de la caña debe ser una número 8 y de ahí hacia arriba según nuestros gustos y las condiciones de pesca. Con una caña menor se corre el riesgo que se quiebre y además que no se pueda trabajar al salmón.  También en la selección de la caña ha de considerarse que se usarán moscas grandes y se necesita que sea capaz de lanzarlas, resultando adecuado que la misma sea de acción rápida o extra rápida.
Aún más importante que la caña es el carrete, se requiere uno que logre frenar a estos monstruos. En mi experiencia, aún los mejores reels no son suficientes para frenar las corridas de un chinook, razón por la cual es aconsejable el uso carretes desfasados con relación a la caña, por ejemplo para una caña 8 usar un reel para caña 10, de esta forma no se corre el riesgo de reventar el carrete. Como los reels, hoy en día, son livianos no se produce un desbalance en el equipo. Ya a partir de una caña 10 se puede guardar la relación con el reel.
En cuanto a la línea mosquera se debe tener en cuenta que los chinooks se pescan en dos profundidades, es decir a fondo cuando están descansando o bien a media agua cuando se desplazan. Conforme a lo dicho debemos, a lo menos, contar con dos líneas, una de hundimiento rápido y otra intermedio. Para no correr ningún riesgo de corte por la presión que ha de soportar la línea es importante que sea resistente, lo que se logra con que sea de multifilamento y no monocore.

Respecto al leader un fluorocarbono único de 1,5 a 2 metros de 20 libras es suficiente, así se evitan al mínimo los nudos y diferencias de grosor. Esto puede dificultar la transmisión de la fuerza en el lanzamiento, no obstante si se tiene una adecuada técnica se corrige. Pueden parecer poco 20 libras pero hay que dejar una válvula de escape al equipo y es mejor que corte el tippet y no que se quiebre la caña o se dañe el freno del reel.
6.- La mosca.
Como lo que se quiere es irritar al Chinook se debe emplear moscas grandes, con colores vivos, mucho movimiento y flash. En general andan bien las moscas usadas para pescar pike, también pueden emplearse las de dorados. Por ejemplo, funcionan las intruders, la trailer hook, las zonker, articuladas, squidro, etc.
No obstante la novedad en este punto ha sido la incorporación de componentes irritantes a la mosca, ya sea sonido o bien luz, a través de moscas sonoras o luminiscentes.
Las moscas sonoras son las tradicionales a las cuales les agrego un tubo con unas pequeñas bolitas que hacen un ruido de campana.

El mejor resultado se logra con los materiales luminiscentes que guardan la luz y brillan en la oscuridad, ya sea porque hay poca luz ambiente o por la profundidad a la que se está trabajando. Estas moscas se pueden cargar con la luz ambiente o bien con una linterna led, mejor aún si es de luz ultra violeta. Es así como nace la Fukushima Rabbit, la cual mezcla materiales luminiscentes y conejo. La ventaja de estas moscas es que nos permiten pescar en las horas de mayor actividad del chinook, esto es, al amanecer y al atardecer, o bien con el agua turbia, situaciones todas en que se hace necesario mejorar la visibilidad de la mosca.
Cabe advertir que la mosca ayuda pero sólo en un factor de una ecuación.

7.- Lectura de aguas en profundidad para la pesca de Chinook.
Tradicionalmente se lanza río abajo y luego se comienza a recoger, con lo cual la mosca viene trabajando río arriba. El problema que tiene esta forma de pescar es que si el chinook ve la mosca lo hará mientras esta se aleja y no se sentirá amenazado. Ello en atención a que el chinook normalmente está descansando en el fondo del río mirando hacia arriba o bien si va remontando igualmente mira hacia arriba, de modo que si lanzamos hacia abajo y luego recogemos la mosca esta irá alejándose del king y no hacia él.
Lo que se debe lograr es que la mosca vaya en retroceso acercándose al salmón de forma tal que se sienta amenazado al ver algo que se le viene encima o le obstruye el paso. Pero cómo se hace, la respuesta es con lectura de aguas en profundidad.
En general se entiende por una lectura de aguas el saber en qué parte del río podemos encontrar un pez y tirar la mosca precisamente en ese lugar. Mucho del desarrollo como mosquero radica en presentar la mosca donde deseamos. En el caso del chinook no basta con que la mosca caiga donde queremos sino que se necesita que llegue a un lugar determinado bajo el agua, precisamente donde se encuentra el chinook.
 Si la máxima es darle con la mosca en el hocico al chinook, lo primero que debemos saber es dónde se encuentra, es decir, si está en el fondo a 3 metros, si se está desplazando a 2 metros de profundidad, etc.
Teniendo una aproximación de dónde estimativamente se encuentra el chinook, ya se sabe que tenemos que presentar en profundidad nuestra mosca, por ejemplo a 20 metros a la derecha y a 2 metros de profundidad. Es algo muy complejo llegar con la mosca a un lugar específico en profundidad, dado que, depende de múltiples factores, a saber: peso de la mosca, hundimiento de la línea, fuerza de la corriente, tipo de lanzamiento, deriva, tiempo, etc.
El primer paso es conocer nuestro equipo mosquero para lo cual se debe analizar cómo se comportan las moscas y líneas. En esto ayuda atar moscas para regular el peso que se desee. A la vez que hay que fijarse en la velocidad de hundimiento de la línea, lo que generalmente viene indicado como ips, esto es, pulgadas por segundo, de modo que 5 ips significa que hunde 5 pulgadas por segundo.
Como ejercicio resulta útil practicar en los ríos, se sugiere marcar una piedra a cierta profundidad y practicar tratando de posar la mosca en ella, al hacerlo vamos comprendiendo el comportamiento del equipo. No obstante ello,  también  podrá observarse que la profundización está condicionada por la velocidad de la corriente pues a mayor fuerza costará más profundizar.
Una vez que ya tenemos un conocimiento de la profundización del equipo en función de la velocidad de la corriente surge una nueva variable, esto es, el tiempo. Así las cosas, si tenemos que cortar el paso de un chinook a 20 metros a la derecha y a 2 metros de profundidad debemos considerar el lapso de tiempo que nuestra mosca requerirá para bajar a eso dos metros. Si consideramos que para ello demoraremos 20 segundos habremos de lanzar unos metros río arriba, cuántos, los necesarios para demorar ese tiempo. Así las cosas, si queremos llegar a un Chinook a 20 metros a la derecha y a dos metros de profundad, habremos de lanzar 20 metros a la derecha y 5 metros corriente arriba para alcanzar el tiempo de 20 segundos que hemos determinado para llegar a los 2 metros de profundidad en un lugar específico.
Como se habrá podido observar cuando se habla de lectura del agua en profundidad son muchos los factores que influyen, de modo que la pesca ha de ser dinámica, esto es, se debe adaptar a las condiciones del momento. Debemos manejar las variables del equipo empleado y otras externas como son la profundidad a la que se encuentra el chinook y la fuerza de la corriente. 
Probablemente esto sea lo más difícil y relevante al momento de enfrentar exitosamente una jornada de chinooks, lo cual sólo se logra con cientos de horas en el agua. Si logramos lo que he explicado se dará con la mosca en el hocico del chinook y este la tomara, en caso contrario, la mosca pasara de largo.
8.- El error que se comete en las dos primeras corridas del chinook.
Una vez que el chinook toma la mosca se producen dos primeras corridas que son brutales y es donde se pierde la gran mayoría de los salmones. Todas las corridas son impresionantes pero las dos primeras son de otro mundo. Lo anterior sirve para introducir un error generalizado entre quienes pescan con mosca los chinooks, cual es creer que lo correcto es dejar que tire y saque 50 o más metros de backing. Ello es un yerro porque con eso el salmón logra alejarse, tomar la corriente principal, escapar y en esto enredar la línea o cortar. Imagínese un peso muerto de 30 kilos enganchado de nuestra línea y que se lo lleva la corriente a 70 metros, sería escenario imposible de superar. Ahora, si a lo anterior se agrega que un chinook no es un peso muerto sino que 30 kilos de fuerza, un equipo mosquero no tiene nada que hacer. No es inusual ver corriendo pescadores por la orilla o en embarcación persiguiendo al chinook precisamente porque cometieron el error de dejarlo correr.

Lo correcto cuando se engancha un chinook es frenarlo lo más posible para que no arranque, con ello lo cansamos inmediatamente y evitamos que escape corriente abajo, manteniendo uno el control de la situación y no el pez. El hacer esto requiere un acabado conocimiento de nuestro equipo para saber hasta qué punto podemos frenar al chinook. Si bien es cierto que se puede cortar el tippet es preferible ello a perderlo 50 metros abajo y que se vaya con la línea mosquera que no es barata.
Aquí algunos consejos para pelear exitosamente un king:
a.- Se debe tener cuidado de no apretar mucho la línea suelta con los dedos porque se los pueden quemar con el roce;
b.- El chinook se debe trabajar con el freno del carrete y no con la mano;
c.- Generalmente si soportamos las dos primeras corridas del chinook aumentan nuestras posibilidades de éxito;
d.- Debe evitarse que el chinook tome la corriente principal del río porque si lo hace su fuerza se potencia y son imposibles de parar;
e.- No hay que dejar que el Chinook saque mucho backing porque entre más lejos más pesado se hará y será imposible trabajarlo;
f.- Si el chinook tomó la corriente principal y ha sacado mucho backing es mejor cortar porque de lo contrario se irá con línea y backing; y,
g.- Siempre hay que dejar una válvula de escape en el equipo para que no se quiebre la caña o se pierda la línea, por eso se debe considerar que en los casos más extremos abra el anzuelo o corte el leader.
9.- Devolución.
El cuidado del recurso es fundamental y no debe olvidarse que el salmón se encuentra en el río para reproducirse, de tal forma que si lo sacrificamos impediremos que ello ocurra. Si se quiere preservar esta pesca es fundamental la devolución.

            Todos los puntos expuestos anteriormente son los mínimos conocimientos o destrezas que se deben desarrollar para enfrentar una jornada exitosa de pesca con mosca de chinooks. Espero que quienes hayan leído el presente escrito lejos de desmotivarse asuman el desafío que representa esta pesca. Nos vemos en el río pescando de manera honorable estos monstruos. 

Por Patricio Rondini.
Pesca a Mosca Galicia.

miércoles, 16 de julio de 2014

Selectivo Salmónidos Mosca 2014 Galicia.


Este fin de semana se celebró el selectivo de Salmónidos mosca en el río Cabe en Monforte de Lemos. Compitieron 20 deportistas que se jugaban las cuatro plazas que dan acceso directo  para el Campeonato de España 2015. Pese que entre los competidores  había gran incertidumbre por como se comportaría el bonito río Cabe por la mortandad de truchas que  había sufrido este mismo año en el mes de mayo, se capturaron 154 piezas. Vertido Río Cabe.

El primer clasificado fue Miguel Montoto Vázquez del Club Río Deza, en el que será su quinto Nacional, seguido de David Arcay Fernández del Club Salmo, clasificado por sexto año consecutivo para el Campeonato de España en categoría absoluta, Jose Manuel Socastro del club W. Latorre que también repite por segundo año consecutivo y David Golpe Mondragón, también del club Salmo, clasificado por primera vez para un Nacional.
                                             CLASIFICACIÓN FINAL.(enlace).
























Los cuatro últimos clasificados descienden de la Selección Gallega, pero tendrán la oportunidad de ascender de nuevo en el autonómico del próximo año, ya que en Galicia los descendidos no tienen que comenzar de nuevo desde un social de su club para volver a estar entre la élite de la pesca.
Saludos!
Pesca a Mosca Galicia.

lunes, 30 de junio de 2014

Caprichos del Destino.

Caprichos del Destino
Sobre el broche de oro

Llegados a Irlanda para comenzar el Erasmus en la University College Cork en el mes de septiembre, son los últimos días de la pesca del salmón, y mi desconocimiento sobre la normativa de este país hacen que renuncie a intentarlo, un buen gasto de licencia y cotos para sólo 8 días. Trabajo le costó¡! pero por una vez el raciocinio pudo más…
La temporada del salmón y reo comienza en la mayoría de los ríos el 1 de febrero prolongándose hasta el 30 de septiembre –existiendo cotos privados los cuales aplican un calendario propio–  y prolongándose la pesca de la trucha hasta finales de octubre.
A falta de salmón, sombrero titular con las moscas, mochila para las botas, vadeador y bocata, mi Greys todoterreno –¡! un cañón ¡! gran regalo de mis compis de pesca antes de venirme para Esmeralda–  y a patear kilómetros de río en busca de las pintonas.
Se terminaba la temporada, y como suele ocurrir, siempre nos depara alguna sorpresa… Corría el último día de la temporada de pesca en Esmeralda, 15 de octubre de 2013, por siempre recordado…
Luego de hablar con pescadores locales, me indican un buen lugar para trucha. Esas tablas sin fin, por la cintura, muy lentas y con unas cebadas increíbles… ya no sabes a donde atender y a cual tirar, tratas de tranquilizarte a ti mismo, es decir: entras en  trance…
Sin embargo al atardecer los peces no se movían, octubre aquí no es precisamente un mes cálido. Tocaba intentarlo a ninfa. Se animaba la cosa¡! Truchas de buen porte iban asomando con esas pheasant tail y oreja de liebre caseras; llámenme clásico, pero no hay perdigón que se le parezca a estas dos joyas.
Una bonita corriente, un lance más y... el hilo se para. Clavar, pero cuando clavas y la caña se te escapa de las manos, sabes que algo bueno y bonito tienes al otro lado del terminal…
Convenciéndome de que no podía ser él, el Rey no podía ser para mí tan rápido… LO ERA¡! ahí estaba, con esa majestuosa cola rompiendo la película del agua…
¡¡ERA MI PRIMER SALMÓN A MOSCA ¡!

Luego de 20 minutos con mi 0,16mm defendiéndome de esas carreras, y “paseando” río arriba-río abajo según el añal lo requería, ahí estaba a mis pies, ese pez que ya me ha encandilado para toda la vida.
Fotillos, beso, y al agua, donde deben estar esos peces que tanta felicidad nos dan…

Una pequeña reflexión
En un tiempo de constante debate, en mis años de universitario, ya en el desarrollo de mi Tesis, algo he sacado en limpio cuando leo un comentario, una argumentación… Si una explicación es ambigua y necesita de varias vueltas sólo caben dos posibilidades: O se desconoce por completo el tópico analizado, o se intenta llegar al auto-convencimiento a partir de explicaciones vanas. Jackson y Penrose (1993) denominaron Construcciones Sociales a la forma por la cual los individuos pensamos y usamos categorías para estructurar nuestra experiencia y análisis del mundo.
Un acto lícito no lleva aparejado la justificación de su fin. Clavarle un estoque a un toro en medio de una plaza abarrotada de gente, tirar ovejas desde un campanario, poner bolas de fuego a una vaquilla, llevarse cientos de peces de los ríos cada año contribuyendo a  terminar con nuestra pasión será lícito, pero no ético y responsable para nuestro tiempo.
He ahí la labor del nuevo pescador deportivo, porque las estructuras sociales, como mecanismo dinámico e integrador de la cultura y conocimiento, están para romperlas…
Mi punto de vista ¿?
ü  Argumento: Si te llevas los peces estás contribuyendo (ya sea en un ínfimo porcentaje) a socavar tu forma de vida y deporte que te da tantas satisfacciones y felicidad.
ü  Solución: No llevarlos… y tratar de proteger y defender el río de tantos y tantos factores que lo dañan hoy día.

A unas semanas de terminar el Erasmus, a intentar engañar con mosca al Rey del Río, quizás llegue de nuevo el broche de oro, ojalá…
Por otro lado, desde aquí mi ánimo y apoyo por la triste e injusta situación que está viviendo Pablo Castro Pinos, el tiempo te dará la razón.
Un fuerte abrazo desde Esmeralda, a día de hoy, ya mi segunda casa.
¡¡!! Keep in touch ¡¡!!


… por Álex Puente

viernes, 27 de junio de 2014

III Open Ribeira Sacra Pesca a Mosca 2014.

Este fin de semana se celebra uno de los Open más importantes del mundo de la pesca a mosca en Galicia, el III Open Ribeira Sacra 2014.
Este open se ha convertido en uno de los más importantes del mundo de la competición, no solo por celebrarse en un lugar mágico como es la Ribeira Sacra y porque ambos ríos donde se celebra son espectaculares (río Navea y río Mao),sino porque la organiza
ción a cargo de los miembros de la sociedad APD-LIBREA es espectacular, teniendo el máximo cuidado de que todo esté a la perfección para que los participantes estén como en casa.
Desear a todos los competidores que tengáis un gran open y que disfrutéis de los maravillosos ríos que bañan la Ribeira Sacra Ourensana.


Óscar Hernández Moure, con los 73kg de vino del premio al primer puesto del año pasado.














Más información en el blog de APD-LIBREA

Saludos.
Pesca a Mosca Galicia.


















lunes, 23 de junio de 2014

Paso a Paso de un Saltamontes, "O Saltón"

Hola amigos!!!
Como muchos sabéis se aproxima la mejor época para la pesca de la trucha con estas imitaciones. Hoy os contaremos un poco como es la pesca con saltamontes y os presentaremos un paso a paso de una imitación que nos ha deparado estupendas jornadas de pesca, creada por David Seco Das Vellas.
Antes de nada os vamos a hablar un  poco de los saltamontes:
Los saltamontes son pertenecientes al orden Orthoptera no son insectos acuáticos, sino que se los identifica como "terrestres". Aunque son menos abundantes que otros insectos terrestres que también forman parte de la dieta de los peces, su tamaño y la espectacularidad de sus caídas al agua los hacen un blanco muy llamativo, incluso para las truchas más grandes, que usualmente no se conmueven con otros insectos.
La variedad de especies de este orden se hace bastante irrelevante al momento de pescar con patrones de estos insectos en condiciones uniformes. Muchas de estas especies cambian su color - aunque es el factor que menos importa a las truchas - según el entorno. Su estructura corporal es casi la misma y sólo su tamaño varía entre especímenes juveniles y miembros de distintas especies.
¿Cuándo y cómo pescar con saltamontes?
Los saltamontes suelen ser más frecuentes en los prados cercanos a los ríos en las épocas secas y calurosas, destacando sobre todo los meses de Junio en adelante. Las zonas en las que más efectivos se muestran con las pintonas son en las orillas de los ríos cercanos a prados, donde este insecto está presente en abundancia, sin descartar cualquier otra zona del río.
Para pescar con las imitaciones de estos insectos es muy importante, incluso más que la propia imitación, su presentación. Debemos de olvidar un poco la "típica" presentación sutil que habitualmente se utiliza con la pesca a mosca seca, ya que a la hora de utilizar estas imitaciones es muy importante el "chapoteo" que hacen al caer en el agua, el famoso "CHOFF", igual de característico a la hora de pescar con los famosos escarabajos gallegos.
Las imitaciones:
Los patrones de estas imitaciones suelen ser de tamaños grandes, utilizando para ello imitaciones con anzuelos del número 6 al 10. Se suelen utilizar materiales de alta flotabilidad, como el ciervo, foam, etc...
Paso a paso:
Materiales:

  • Foam, del color que elijamos.
  • Anzuelo curvo del 6 al 10.
  • Pelo de ciervo.
  • Hilo de montaje 
  • Dos trozos de naylon oscuro.
  • Dubbing.

Colocamos una aguja en el torno para comenzar a formar el cuerpo con un trozo previamente cortado de la forma que podéis ver.













Con hilo de montaje hacemos la forma de lo que va a ser el abdomen del saltamontes.













Tórax ya formado.














Estas son todas las partes de foam que vamos a utilizar, muy sencillas de recortar a mano con unas simples tijeras.












Fijamos el abdomen.














Unas alas de ciervo.














Las patas previamente recortadas, firmemente para que no se muevan.


Otra vista de las patas y abdomen.














Colocamos la parte superior de foam, con el que formaremos también la cabeza.













Vista desde arriba.














Con un poco de dubbing vamos atando las patas a la vez que formamos el tórax.














Formamos el tórax.


Formamos la cabeza.














Con una aguaja caliente hacemos dos pequeños agujeros donde colocaremos las antenas.













Un truco para fijar las antenas de una forma más segura consiste en levantar la cabeza y atarlas firmemente con el hilo de montaje y una pequeña gota de "loctite".











Formamos la parte superior del tórax o caparazón.














Solo nos faltaría dar unos toques de color con un rotulador permanente.













Y podriamos quemar las puntas de las antenas para dar un mejor aspecto a la imitación.












Esperamos que os haya gustado, animaros a probarla seguro que no os va a defraudar.
Saludos.
Pesca a Mosca Galicia.




jueves, 19 de junio de 2014

XLVIII Semana Internacional de la Trucha de León.

La pasada semana se celebró en Castilla y León uno de los certámenes más antiguos de la pesca a mosca en España, la 48º Edición de la Semana Internacional de la Trucha de León.
Fue una de las "semanas" más disputadas de los últimos años, de los 144 pescadores que tomarón parte en el inicio de la competición, finalmente se clasificaron para la final 36 de ellos.
El triunfo final fue disputado entre Pablo Castro Pinos, Rubén Alvárez González y José Miguel Matilla. Pablo lideró practicamente toda la semana seguido muy de cerca por Rubén, llegando a decidirse el campeón final en la última jornada. A Pablo no le acompañó la suerte en el último sorteo de tramos logrando 6 capturas,quedando a las puertas de su quinta Semana Internacional de la Trucha viéndose superado por las 19 capturas del campeón Rubén Álvarez, ambos merecian la victoria trás mantener una dura batalla durante toda la semana.
Rubén álvarez González "Coque".














Pablo Castro Pinos.














Jose Miguel Matilla.













Clasificación Final:
1-Rubén Alvárez González
2-Pablo Castro Pinos.
3-Jose Miguel Matilla
4-Israel Martínez Ruiz
5-Arturo Molinero Benegas
6-José Luis Fidalgo Suárez
7-Miguel Ángel Martínez Marsó
8-Mariano Díez Sahagún
9-Juan Miguel Barrientos Domínguez
10-José Luis Bejarano Hernández.

El trofeo al mayor número de capturas fue también para el vencedor de la prueba Rubén Álvarez Coque que en la final de el viernes lograba 29 piezas para acabar en esta final con 51 capturas, mientras que Jose Miguel Matilla se hacia con el trofeo a la mayor pieza con una trucha de 68cm.

Saludos!
Pesca a Mosca Galicia.

lunes, 16 de junio de 2014

"El Sueño Dorado"

A principios de este año decidí emprender una nueva aventura, (yo la llamé el sueño de el dorado), y así poder conocer a mi buen amigo Armando Rubén, uno de mis primeros amigos, en las para mi nuevas redes sociales, de las que estas cosas y estas amistades son las que valen la pena. Así que marche cargado de ilusión y con la maleta llena de divers, poppers, slides,streamers (un mes montando estos señuelos gigantes) hasta Buenos Aires donde me esperaba mi nueva familia, porque así es como me sentí, como en casa.
Después de conocer el CAOS (Conjunto de argentinos ocupados en sobrevivir) de Buenos Aires y las charcas de sus alrededores, en las que abunda la casi prehistórica tarucha o tararira, aunque no de muy grandes tamaños debido a la presión pesquera (allí el captura & suelta se está iniciando), decidimos tomar rumbo norte a Santa Fé, a pescar el Río Corondas y sus preciosas lagunas llenas de irupés. Aquí la cosa fue distinta y con la inestimable ayuda de un gran conocedor de la zona como es Lucas de Rio Manso, las capturas de tatariras, palometas, pirañas de laguna y algún que otro dorado hicieron nuestras delicias, además de los típicos asados argentinos a pie de río.
Pero el gran dorado no llegaba y ante la posibilidad de ir más al norte con mis nuevos amigos de Santa Fé, decidimos emprender un largo viaje para pescar en el Río Paraná, sin apenas dormir, por las carreteras y “autopistas” argentinas.
Ya de día llegamos al lugar de paisaje semitropical, medio selvático, el sol cegaba nuestros ojos saliendo por el horizonte, este sitio era distinto, no había pescadores con sus redes ni anzuelos atados a botellas, me gustaba, la fauna abundaba,aquí vi mi primer yacaré (cocodrilo típico de la zona, inofensivo y de pequeño tamaño)y que amablemente poso para mi foto..
El cansancio no nos hizo mella y a pesar del calor insoportable y de la humedad, tuvimos varios ataques y roturas de enormes dorados.  La guía del maestro Marcelo de Piracua Lodge resultaba indispensable. Su manejo de la barca y su conocimiento de este bello pez y sus costumbres nos hacía estar seguros de que al final lograríamos echar un gran dorado a la barca
Con energías renovadas, (asadito y siesta)  recordando los ataques y saltos que nos habían brindado el tigre de los rios, por la mañana comenzamos a pescar con nuestras moscas pesadas pero la inactividad tanto de dorados como de pacús (pez familia de la piraña vegetariano que suelen comen frutos que caen de los árboles) era tediosa.
Llega el anochecer y tras varias picadas y ataques en superficie a sábalos y bogas,lance mi mosca pegada a la orilla y apenas toco el agua comenzó una tremenda lucha llena de carreras y saltos, así logré echar a bordo uno de los peces más bonitos que he tenido en mis manos, robusto y con muy mala leche. Ya en el suelo de la barca me quiso morder…el enorme esfuerzo de todos había valido la pena!!
Como decía mi buen amigo Rubén Armando, aquí todos los bichos te quieren picar, morder y "joder". Yo ya tenía mi gran dorado, por casualidad el único que logramos echar a la barca,la felicidad me desbordaba y a mis amigos que sabían lo que significaba para mi también!!!
Objetivo cumplido!!!! Volveré!!! solo tengo cosas que agradecer a todos con los que allí conviví!!









Quisiera dedicar estas líneas a la persona que me animó y me facilitó, y que sin la que todo este sueño hubiera sido imposible. Ojalá tu pez, el gran dorado llegue a ser PEZ NACIONAL, como era tu deseo y que pronto su pesca comercial se prohíba y la CAPTURA&SUELTA, sea el fin para este bello pez y mejor contrincante. Allá donde estés amigo Rubén, que tus sueños se estén haciendo realidad, tu hiciste realidad los míos….y como tu decías "al agua patos" ;-)

Te echa de menos tu gran amigo MICHEL.
Un saludo a todos!!!